Completamente nuevo para este año, el Cadillac XT4 2019 es un punto de entrada asequible en el mundo de los SUV compactos de lujo, que ofrece un motor de bajo consumo de combustible y mucho espacio para las piernas traseras. También nos gusta su nueva interfaz de tecnología, que es superior a los sistemas Cadillac más antiguos por un amplio margen.

Sin embargo, el XT4 pierde la marca en varias áreas claves. No es muy divertido conducirlo debido a un manejo un poco pobre y a un motor con poca potencia según los estándares de la clase, adicionalmente el motor emite constantemente un sonido similar al del diesel, y la calidad de marcha es poco firme.

El Cadillac XT4 2019 está disponible en tres niveles de equipamiento: Lujo, Lujo Premium y Deportivo. Aunque el lujo base cuenta con sólidas funciones de entretenimiento e integración telefónica, es ligero en algunas funciones. El Premium Luxury y el Sport vienen con mejoras que coinciden con sus nombres, pero independientemente del nivel de equipamiento, el XT4 emplea un motor turboalimentado de cuatro cilindros y 2.0 litros (237 caballos de fuerza, 258 libras-pie de torque) y una transmisión automática de nueve velocidades. La tracción delantera es estándar y la tracción total es opcional. El ahorro de combustible aproximado es de 24 mpg combinado de 22 mpg en la ciudad y 29 mpg en carretera.

El nivel de acabado de lujo básico no viene con todas las características que se puede esperar, pero está equipado de forma decente. Las características destacadas incluyen rines de 18 pulgadas, faros LED, asientos delanteros con ajuste eléctrico, tapicería de cuero simulada, entrada y encendido sin llave, arranque remoto y control de clima de doble zona. El sistema de información se maneja con una pantalla táctil de 8 pulgadas, (Near Field Communications) para conexiones de Bluetooth, Android Auto y Apple CarPlay, un punto de acceso Wi-Fi 4G LTE, cuatro salidas USB (incluido un Tipo-C) y un sistema de sonido de siete altavoces con radio por satelite.

Avanzando hacia el Premium Luxury, este ofrece limpiaparabrisas automáticos, espejos con atenuación automática, una compuerta levadiza eléctrica, una pantalla de carga trasera, ajustes de memoria del asiento del conductor, iluminación interior ambiental  y ayudas de seguridad adicionales para la conducción, incluidos sensores de estacionamiento delanteros y traseros, monitoreo de punto ciego y un asiento que vibra para alertar al conductor.

El Sport está equipado de manera similar, pero tiene detalles específicos en negro, intermitentes LED y luces frontales en las esquinas. El interior tiene tapicería de cuero simulada, un estilo diferente de volante y asientos delanteros deportivos.

Para mayor seguridad, el (paquete de conocimiento del conductor) incluye mitigación de colisión frontal de baja velocidad, un indicador de distancia de seguimiento y asistencia para mantener el carril. Después de ordenar este paquete, también puede optar por el control de crucero adaptativo y el frenado automático delantero y trasero del paquete Driver Assist. El paquete de visibilidad mejorada agrega un conjunto de cámaras adicionales, incluida una que se muestra en el espejo retrovisor, así como una función de estacionamiento automático.

Su valor en el mercado comienza en los $34,975 pero puede llegar a los $50,085 como el modelo de prueba que fue el Sport.